(Miami, FL) – Congresista Ileana Ros-Lehtinen (R-FL), Presidente del Subcomité de Medio Oriente y África del Norte, hizo la siguiente declaración en respuesta a las acusaciones de Daniel Ortega, diciendo que ella estaba involucrada en “Campañas Mediáticas de desinformación e intimidación contra los Procesos Democráticos, Plurales y Progresistas.” Declaración de Ros-Lehtinen:

“Ortega me ha acusado de estar involucrada en ‘Campañas Mediáticas de desinformación e intimidación,’ cuando la realidad es que él está proyectando sus actos de represión en mí y demostrando su intranquilidad con la atención que la comunidad internacional le está prestando a la manera en que él ha deteriorado el proceso democrático en Nicaragua. El NICA Act está completamente fundado en hechos - acciones, fáciles de verificar y políticamente motivadas, tomadas por Ortega para socavar el proceso democrático en Nicaragua.

“Los hechos son claros: Ortega dice que está dedicado a la paz pero ordena a la policía y a los militares que cometan actos violando los derechos humanos e intimidando a los ciudadanos nicaragüenses, incluyendo a través de los tanques rusos; Ortega declara que está dedicado a buena gobernación, pero bajo su régimen, la única buena gobernación está donde su familia y solo su familia está en control de todos los sectores de instituciones nicaragüenses; Ortega profesa su dedicación al diálogo y consenso, sin embargo ha usado su poder para injustamente suspender a 28 diputados de la oposición de la Asamblea Nacional mientras nombraba a su esposa como compañera de fórmula para garantizar que su dinastía se quede en poder.

“Las acusaciones sin base de Ortega solo son su más reciente intento para desvirtuar la atención de los abusos a los derechos humanos y actos de corrupción e intimidación que ha perpetrado en Nicaragua, pero no ha convencido a nadie. A Ortega le gusta simular que sus actos abusivos son acuerdo a normas internacionales, sin embargo el Articulo 3 de la Carta Democrática Interamericana demanda elecciones libres y justas que no existen en Nicaragua. Ha habido una clara disrupción a la orden democrática en Nicaragua y le urjo a las naciones responsables en el hemisferio y a la Organización de Estados Americanos que invoquen el Articulo 20 de la Carta Democrática Interamericana convocando una sesión inmediata del Consejo Permanente para fomentar la restauración de la democracia en Nicaragua.”